domingo, julio 14, 2024

Clasificación histórica de España

Por: Paula Serricchio 

Por primera vez en su historia, la Selección española de fútbol femenino jugará los octavos de final del Mundial  Francia 2019, tras el empate sin goles frente a China en el estadio Stade Océane de Le Havre. De esta manera, el conjunto dirigido por Jorge Vilda aseguró la segunda posición del Grupo B, con cuatro puntos. Por esta razón, se metió entre las 16 mejores Selecciones, en su segunda participación en una Copa del Mundo.

En su último encuentro de fase de grupo, España volvió a dejar en evidencia las carencias de falta de gol, a pesar que tuvo las mejores ocasiones del partido, la falta de acierto y la gran actuación de la portera china, Peng, acabó llevando a la Roja a firmar un empate que le sirvió para conseguir el pase a octavos de final.

La intención del cuerpo técnico y de las jugadoras españolas fue: conseguir una segunda victoria en el Mundial, frente a China. Este último, es un rival al que se lo respeta por su potencial y dureza que pudo alcanzar una final mundialista en 1999, a pesar de que perdió cierto grado de potencial en los últimos años, hasta el punto de ceder su hegemonía en el continente asiático a Japón.

La Roja ha propuesto el partido que ha querido y por eso ha sido el equipo que se ha encontrado cómodo sobre el campo de juego, su dominio fue absoluto, abrumador, ante un conjunto asiático que apenas pasaba del centro del campo.

El conjunto chino, por su parte, se destacó en tanto en la recuperación de balón y las salidas veloces y peligrosas de contragolpe, como también la eficaz actuación de la arquera Shimeng Peng ante buenos remates de Patri Guijarro y Jennifer Hermoso.

A ambas Selecciones les valía el empate, y así finalizó el encuentro. Sin goles, y eso que España fue dueña del encuentro y lo intentó durante los 90 minutos. Ahora, la Roja tendrá que esperar hasta el jueves para conocer la que será su rival en octavos, esta saldrá del duelo entre: Estados Unidos y Suecia.

La Selección Española obtuvo la primera victoria en un Mundial, luego de derrotar a Sudáfrica con dos goles de penal de Jennifer Hermoso, siendo así la primera futbolista que marca esa cantidad en un mismo partido, y uno de Lucía García, dejando en el pasado el empate ante Costa Rica y las derrotas con Brasil y Corea del Sur en la Copa del Mundo de Canadá 2015.

Incluso perdiendo la Selección Española tendría muchas opciones de pasar, en este caso como una de las mejores terceras. Tendría, eso sí, un rival duro pero más terrenal que las norteamericanas.

Pero en la Roja tienen claro que no van a salir a jugar con la calculadora en la mano. La prioridad es sacar el billete histórico para ser uno de los dieciséis países en la fase de eliminatorias. Luego, si el primero en cruzarse en el camino es Estados Unidos, ya se hablará. España no va a especular con el resultado.

España, que venció 3 a 1 a Sudáfrica en el debut, cometió errores en el centro del campo de juego. Estos últimos, le pudieron costar más goles en el partido a las dirigidas por Jorge Vilda. De todas maneras, pudieron plasmar el buen rendimiento logrado en el partido inicial. Con este resultados las españolas se ubican en el segundo puesto del grupo B con 3 puntos.

Ya avanzada la parte complementaria, el nivel de presión y de llegadas fue decayendo, los cambios en el conjunto alemán no cumplieron con las expectativas. En España, el nivel de la número 10 Jennifer Hermoso, la mejor jugadora española, y de la mediocampista Virginia Torrecilla no fue igual al de la parte inicial y ese decaimiento no les permitió conectarse bien con el ingreso de Lucía García.

Más notas