lunes, abril 22, 2024

Los Pumas de bronce: gestores del profesionalismo

Por Daniel Melluso

Puede resultar curioso -o no- que el actual staff técnico de Los Pumas esté compuesto por exjugadores que se hicieron con la medalla de bronce en el Mundial de Francia 2007. 

El head coach Mario Ledesma, los asistentes Nicolás Fernández Miranda, Juan Fernández Lobbe y Martín Gaitán ―estaba en la lista final de aquel torneo, pero debió ser excluido por un problema cardíaco antes del debut. A pesar de eso, sus compañeros resaltaron que él fue la motivación para conseguir la presea― y el mánager del equipo, Gonzalo Longo, son los hombres involucrados en la Copa del Mundo de Japón y que, a su vez, formaron parte de la conquista efectuada hace 12 años.

Más allá del rol que ocupaba cada uno individualmente dentro del combinado que participó del campeonato desarrollado en tierras galas, lo más importante fue el legado que dejó aquel grupo comandado por Agustín Pichot dentro de la cancha y dirigido fuera de ella por Marcelo Loffreda.

A partir del tercer puesto, en Argentina se fue forjando la idea de profesionalizar, paulatinamente, a Los Pumas. Se les brindó más herramientas, más profesionales a su disposición y se aumentó el presupuesto destinado al desarrollo del rugby nacional. 

En 2009, la Unión Argentina de Rugby (UAR) puso en vigor el Plan de Alto Rendimiento (PlaDAR) para acompañar a los jugadores amateurs en el proceso hacia la profesionalización. El proyecto fue gestado un año antes por la insistencia de Pichot, quien se peleó tanto con dirigentes de la UAR como con los de las distintas asociaciones que conforman la Unión, para llevarlo a cabo.

Tras una década de trabajo, además de formar jóvenes, se logró participar del Rugby Championship -torneo que engloba a las cuatro potencias del hemisferio sur: Nueva Zelanda, Australia, Sudáfrica y Argentina- y crear Jaguares (franquicia nacional que actúa en la liga más importante del mundo, el Súper Rugby). Es decir, que a la vez que se amplió la base de jugadores de alto nivel, la UAR se introdujo en campeonatos que estuvieran a la altura de tal crecimiento para medir fuerzas con las Uniones más desarrolladas.

Con la llegada de Ledesma a Jaguares en inicios de 2018, el equipo dio un salto exponencial en todas sus líneas, lo que lo catapultó en los cuartos de final del Súper Rugby. Esto desencadenó en que el exhooker se hiciera cargo de Los Pumas desde mediados del año pasado hasta la actualidad. Con él llegaron una parte de los denominados Pumas de bronce para dejar en lo más alto al seleccionado.

El Mundial disputado en el país asiático será el termómetro de lo producido hace 12 años. Los 31 rugbiers que representarán al país son fruto del proceso que se inició en Francia. Como no podía ser de otra manera, una parte de los héroes de aquella proeza se harán cargo de este compromiso para continuar agigantando su leyenda.

Más notas