domingo, mayo 26, 2024

Misión Tokio 2020: el equipo de surf argentino y un nuevo sueño

Sofía Rodríguez Cuggia

Desde que asumió el cargo de presidente de la Asociación Internacional de Surf en 1994, Fernando Aguerre tenía como objetivo meter al deporte en los JJOO. El clima no estaba a su favor y el viento soplaba en contra. Sin embargo, tras una lucha de 12 años, su meta se situó en la cresta de la ola en 2016, cuando el Comité Olímpico Internacional (COI) anunció que iba a ser olímpico en Tokio 2020.

El primer paso está hecho, ahora los surfers argentinos buscarán clasificarse. El más destacado es Santiago Muñiz, reciente campeón Mundial ISA (Internacional Surf Assosiation) desarrollado en septiembre en Tahara (Japón) y clasificado a los Juegos Panamericanos Lima 2019. Para Aguerre es uno de los que está en condiciones de ganar una medalla: “Su nutrida experiencia internacional, permanente y continua es una clave de su performance”. Además agregó que las olas de Tokio ayudarán a los argentinos, ya que son similares a las condiciones de los puntos de surf en el país.

Además de Muñiz, que ya había sido campeón en 2011 con 18 años, hay otros dos argentinos que fueron campeones mundiales, Leandro Usuna (2014 y 2016) e Ignacio Gundesen (junior 2017). Ellos tres junto a Josefina Ane, Lucía Cosoleto y Lucía Indurain representaron a Argentina en el último mundial ISA. “Salimos 8° en el puesto por equipos, eso es muy importante y dejamos a varios de gran nivel atrás”, dijo Ane. “Creo que en el mundial nos faltó un poco de suerte, algunos chicos perdieron por centésimas, no nos tocaron buenas olas. Argentina está muy fuerte, cada vez nos dan más importancia y pisamos fuerte en eventos internacionales. Estos tres años que pasaron tuvimos una bandera argentina en finales mundiales”, admitió.

Para ir a Tahara, recibieron el apoyo del ENARD (Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo) y también fue muy importante el trabajo de la Asociación Argentina de Surf, que preside Alfredo Tórtora. La A.S.A surgió en 1989 y en 1991 consiguió la personería jurídica como ONG, a partir de ese momento comenzaron a trabajar en busca del mayor apoyo para el surf. En el año 1992 se inscribieron en todos los entes de deportes del país.

De esta manera fue el comienzo de solidificar a la ASA en el espectro internacional y empezar la carrera para conseguir apoyo económico. La plataforma de apoyo para los surfistas es la relación con todos los entes de deportes. Además, la ASA realiza los Circuito Nacionales en las Categorías Junior, Open, Longboard, Stand Up Paddle varones y damas, otra plataforma en donde los competidores tienen Circuitos Nacionales que les permiten desarrollarse como atleta y conseguir apoyo de marcas o instituciones.

“Los surfers de Argentina son de élite, tenemos cinco medallas de oro en Mundiales ISA, una dorada en el Campeonato Panamericano, logros individuales de los competidores en campeonatos de todo el mundo. El surf argentino es prestigioso a nivel mundial”, afirmó Tórtora.

Además, la ASA cuenta con entrenadores y coach nacionales reconocidos por la ISA y le dan asistencia a todas las asociaciones reconocidas de la Costa. También los competidores que participan por intermedio de la ASA tienen becas anuales para gastos de viajes o presentaciones en Argentina. “Estas y muchas otras cosas influyen para que nuestra comunidad surfera se sienta respaldada y participante de un deporte exitoso”, aclaró Tórtora.

El nivel de los atletas crece, pero el factor más importante es la naturaleza y la ASA junto con Surfrider Argentina, una ONG cuyo propósito y misión es la protección, rehabilitación y restauración de los diversos ecosistemas del mar, tienen una alianza para el cuidado de las costas y las playas, por lo que en todos los eventos se concientiza en este tema con diversas acciones.

“Hoy la comunidad de surfistas en Argentina es importante y ya es un deporte popular en Mar del Plata y otras localidades de la costa. La Feliz es una ciudad de elite mundial en cuanto a su historia, tradición y lugares de práctica”, añadió Tórtora. Además mencionó que se trabaja mucho con el desarrollo del semillero del surf: “ellos son el futuro y hay que brindarles todo el apoyo”.

Para Aguerre los surfers argentinos necesitan surfear en mayor cantidad de competencias, y con nivel más alto para estar entre las máximas potencias mundiales. Tórtora explicó que Argentina es un país joven y se está desarrollando en este deporte pero que los locales tienen muchas virtudes y no tienen nada que envidiarle a nadie. También admitió que falta evolucionar en la técnica pero que los instructores poco a poco van enriqueciendo sus conocimientos.

Es el momento de hacerse ver a nivel mundial y aprovechar ese gran nivel para ganar una medalla en los próximos JJOO. Los Juegos Panamericanos de Lima 2019 otorgarán un cupo para un hombre y una mujer para Tokio 2020. Además para clasificar se disputarán: ISA World Surfing Games 2019 (4 hombres y 4 mujeresseleccionados según su continente. Primer surfista elegible de cada género de África, Asia, Europa y Oceanía), World Surf League Championship Tour 2019 (participan los 34 mejores surfistas hombres y las 17 mejores mujeres, tiene 10 cupos en hombres y 8 en mujeres para Tokio) y los ISA World Surfing Games 2020 (4 hombres y 6 mujeres elegibles). Japón ya tiene a un surfista clasificado en cada género por ser el país anfitrión. Si los japoneses se clasifican mediante las jerarquías anteriores, se reasignarán sus cupos a los primeros surfistas elegibles del ISA World Surfing Games 2020. Habrá 20 surfistas hombres y 20 mujeres en los JJOO Tokio 2020 y hay un máximo de 2 surfistas por género por Comité Olímpico Nacional. Todas estas competencias se desarrollarán desde mayo del año que viene hasta mayo de 2020.

Aguerre se mostró muy feliz: “Creo que el surf tendrá un alto impacto y muy positivo, para el surf y para el olimpismo. El surf olímpico es una ola que parecía que nunca iba a llegar. Pero llegó y desde la ISA la estamos surfeando con mucha dedicación y responsabilidad”.

Para Tórtora, Argentina va a dar pelea a las potencias más fuertes como Australia, Brasil, Estados Unidos, Hawaii, Francia y Japón, y también contra los países que se están desarrollando muy bien, como Perú o Portugal.

Más notas