jueves, julio 25, 2024

La Vinotinto y su cambio de filosofía

Por Santino Miceli

La Selección de fútbol de Venezuela, dirigida por Fernando Batista, llega en un gran momento de cara a la Copa América 2024 de Estados Unidos, con un equipo que se hace cada vez más fuerte y que lo viene demostrando en la tabla de las eliminatorias sudamericanas en la que están en el cuarto puesto, pero la actualidad de la Vinotinto no es casualidad, sino que viene de tiempo atrás con los nombres fundamentales del argentino José Pastoriza y el venezolano Richard Páez que cambiaron la filosofía y el pensamiento del fútbol en el país. 

José Omar Pastoriza, ex jugador de Independiente, fue un precursor para la Selección venezolana cuando asumió como técnico en 1998, ya que cambió la ideología y marcó un antes y un después. Su principal idea era darle a los juveniles un trabajo a largo plazo para potenciarlos. “Lo importante ahora es buscar la identidad que necesita el fútbol venezolano, con trabajo, mística y resultados”, expresó el Pato en aquel entonces.

Uno de los principales cambios fue darle un roce profesional a una selección que siempre fue tratada como amateur, tanto así que empezaron a tener mejores hospedajes y transportes, los viáticos aumentaron y los rivales también subieron de nivel. Luego de que los resultados no lo acompañen en la Copa América de 1999, la Federación Venezolana de Fútbol decidió prescindir de sus servicios, dándole paso al entrenador de la sub 20, Richard Páez. Pero el balance de Pastoriza fue más allá de los resultados, dado que cambió una forma de idea y personalidad en el seleccionado.

En consecuencia al enorme trabajo previo, Páez consiguió resultados históricos, durante su mandato como entrenador desde el 2001 al 2007, la Vinotinto obtuvo su primera victoria sobre Uruguay y su inédita posición del quinto puesto en las eliminatorias para la Copa Mundial de la FIFA 2006. Además, su destacada gestión permitió que Venezuela lograra su mejor posición en el Ranking FIFA, ubicándose en el 48º puesto en abril de 2004.

Estos logros hicieron que la selección empiece a ser vista de otra manera por el resto del mundo, con más prestigio. La gente por su estilo de juego llamó al equipo como los “Lanceros de Páez”, en honor al mando del ejército de José Antonio Páez durante la Guerra de Independencia de Venezuela. 

Páez es una persona histórica para el fútbol del país, dejó una huella imborrable, le dio un salto de calidad a una selección que hoy es uno de los protagonistas a competir con Argentina, Brasil y Uruguay en la Copa América algo inimaginable hace unos años, pero que fue cambiando con el tiempo desde la asunción de Pastoriza. 

¿Cómo llega Venezuela desde la última Copa América?

En la Copa América del 2021, el entrenador fue el portugues José Peseiro, y finalizaron en el último puesto de su grupo, pero al mes de finalizar el certamen renunció a su cargo por falta de pago, a partir de eso se hace cargo el interino Leonardo Gonzalez mientras la Federación Venezolana buscaba como candidato a Miguel Ángel Russo, ex entrenador de Boca. Finalmente fue otro argentino que arribó, José Pekerman, quien llegó a dirigir apenas 10 partidos y dejó el cargo por incumplimientos generales en el proyecto acordado. El 10 de marzo del 2023 lo reemplazó Fernando Batista, hermano de Sergio Batista, que formaba parte del cuerpo técnico de Pekerman.

Con un equipo cada vez más fuerte y consolidado con figuras como Salomón Rondón, ex River y Yeferson Soteldo, los dirigidos por Batista buscarán hacer historia en la Copa América.

 

 

Más notas