lunes, abril 22, 2024

El estreno de Nico Paz en la Primera del Real Madrid

Por Santiago Gutiérrez, Leandro Manganelli e Iñaki Porto

La Fábrica, como se conoce a las inferiores del Real Madrid, sacó al mercado su nueva creación. Tras ser convocado en mayo de 2023 por primera vez en su carrera al primer equipo y en manos de Carlo Ancelotti, Nicolás Paz, el juvenil nacido en Santa Cruz de Tenerife, España, debutó en la Primera del Merengue. Fue en un amistoso de pretemporada contra el Milan, en el estadio Rose Bowl de Estados Unidos, donde se jugó la final del Mundial 1994.

Nico Paz -nacionalizado argentino por su padre, Pablo Paz, que jugó en Banfield, Newell’s e Independiente en el fútbol argentino- escaló en las juveniles de La Fábrica: del Juvenil C -quinta categoría de inferiores- al Real Madrid Castilla -lo que en Argentina se conoce como Reserva-. Es hoy el único argentino del plantel de la Casa Blanca y representó a la Selección Argentina en el Sudamericano Sub 20 de Colombia que se jugó entre enero y febrero de 2023: forma parte de los europibes que eligen ponerse la celeste y blanca por sobre la camiseta del país en el que nacieron e intentan dejar el acento español a la hora de hablar, como Alejandro Garnacho.

“Tiene proyección para jugar en el primer equipo”, dijo Ancelotti en mayo, en la conferencia de prensa previa al choque contra Real Sociedad por la fecha 33 de La Liga 2022/2023 que ganó el Barcelona. Nico Paz fue convocado para ese partido, pero no tuvo minutos. “Este chico debería entrenarse con nosotros todos los días porque es buenísimo”, dijo, luego, el alemán Toni Kroos en el diario Marca. Paz ganó la Copa del Rey juvenil y la liga (Copa de Campeones de División de Honor Juvenil​) días antes del debut de Argentina en el Mundial Sub 20 que se disputó en el país, al que no viajó por negativa del Real Madrid.

Esteban Solari, ex asistente técnico de Javier Mascherano en la Selección Sub 20, dice a El Equipo que Nico Paz fue “uno de los pilares” para poder ser campeones del Torneo L’Alcudia 2022. “Además de toda su capacidad como jugador, también conocimos un gran profesional y persona -cuenta Solari-. Tiene un gran potencial y seguramente dará alegrías al Real Madrid en el futuro”.

El paso que dio Nico Paz hacia la Primera del Real Madrid era inminente: suma a la lista un argentino más en la historia del equipo más ganador de la Champions League (14) y resta a la lista de los argentinos que jugaron en las inferiores del Merengue pero que siguieron su carrera en otros clubes sin pasar por la Primera del Madrid.

Julián Álvarez es, quizá, uno de los futbolistas argentinos más reconocidos que tuvieron relación con el Merengue en su etapa formativa. Cuando tenía 11 años, Julián fue contactado por el que en ese momento era el director deportivo del club cordobés Deportivo Atalaya y reclutador de jugadores, Piero Foglia, para ser llevado a una prueba en el Real Madrid. “Participó de algunos campeonatos, incluso fue goleador. Pero el Real Madrid no podía fichar chicos de esa edad”, le dijo el primer entrenador de Álvarez en Calchín, Rafael Varas, a TyC Sports.

Otro que vistió la camiseta de la Selección Argentina y, en las inferiores, la del Real Madrid, es Emiliano Buendía. En 2008, el marplatense se fue a vivir a la casa de Juan Esnáider, su padrino futbolístico, quien lo llevó al Madrid, y estuvo allí siete meses. Santiago Feuillassier, que compartió equipo en el Club Atlético Cadetes de Mar del Plata con Buendía, estuvo con él en la casa de la familia Esnáider, y permaneció durante tres años en las inferiores de la Casa Blanca. Su hermano, Francisco Feullasier, actualmente en el Diosgyori de la primera división de Hungría, también jugó en las inferiores del Real. Luego se mudó al Rayo Vallecano pero regresó e hizo su debut oficial en el Merengue en 2017, por la Copa del Rey, ante el Fuenlabrada.

“A los 11 me llamaron de Getafe y Real Madrid. Me probé en los dos equipos y me fue bien, pero elegí al Real Madrid”, le dice el automovilista Facundo Regalia a El Equipo. Radicado en España desde los ocho años, Regalia estuvo en La Fábrica antes de dedicar su vida a las pistas. Expresa que “fue una linda etapa” y que no vivió en la pensión del Real porque su casa estaba a 20 minutos del complejo deportivo: “El Madrid, con el tema del contrato, hizo las cosas fáciles”.

Más notas