sábado, mayo 18, 2024

Real Madrid, el gigante que conquista Europa a fuerza de títulos y formación de juveniles

Por Luis Climenti y Tomás Marín

En 1977, el Real Madrid visitaba a Las Palmas por La Liga española. En un córner, el jugador del Madrid José Martínez Sánchez, más conocido como Pirri, buscó a Enrique “Quique” Wolff, que jugaba en Las Palmas, y le dijo que al finalizar el partido saliera rápido porque quería hablar con él. En la reunión, Pirri le dijo: “El Real Madrid te quiere comprar y Las Palmas no te quiere vender”. Un año antes, le había pasado lo mismo con el Barcelona y Las Palmas no había aceptado la oferta por el jugador argentino. Pero esta vez fue distinto: Quique Wolff  firmó su contrato con el Real Madrid y fue jugador de la Casa Blanca.

“Llegar al Madrid fue diferente a todo. Luego de firmar mi contrato, fui al viejo estadio en donde había una habitación que recorría todo el lateral de la cancha. En ese lugar, el club tenía una sala de trofeos que, cuando entré, me quedé helado. Había trofeos y premios por todos lados, copas hasta en el suelo. El gerente del Madrid, con quien estaba, me dijo: ‘Este es el equipo al que vienes a defender’. A mí me resultaba maravillosa esa situación, no me achicaba”, cuenta Quique Wolff. El Real Madrid es el máximo ganador de la Champions League con 13, fue campeón de las primeras cinco ediciones, jugó 17 finales y participó 47 veces de la competición, un récord. El club se hace grande a base de trabajo, de títulos y de sus inferiores.

La Fábrica, como se conoce a la cantera, pone actualmente al club como el segundo con mejores ingresos económicos de Europa y los jugadores de su riñón representan el 16% del plantel actual. Cuenta con Dani Carvajal, Nacho Fernández, Lucas Vázquez y Mariano. En la actualidad, tiene 44 jugadores salidos de sus inferiores en las ligas de España (31), Inglaterra (5), Italia (5), Francia (2) y Alemania (1).

No sólo aporta jugadores a las principales ligas, sino que utiliza esos jugadores para ganar la mayor competencia europea. Entre los canteranos que ganaron la Champions están Nacho, Lucas Vázquez, Álvaro Morata, Iker Casillas, Achraf Hakimi, Marcos Llorente, Borja Mayoral, Mariano, Javier Portillo o Raúl, el mejor jugador surgido de la cantera. Raúl jugó 741 partidos y convirtió 323 goles. Es el segundo máximo goleador del club, solo superado por Cristiano Ronaldo con 450 goles en 438 partidos.

Quique Wolff, que vistió la camiseta blanca en 72 encuentros entre 1977 y 1979 y ganó dos ligas, también visitó el club como periodista. En ese rol conoció a Raúl, antes de su debut: “Yo trabajaba en el programa ‘Simplemente Fútbol’ y fui a ver a Jorge Valdano -que era entrenador del primer equipo- a la Ciudad Deportiva. Estábamos hablando y nos saludó un chico vestido con jean y remera. Valdano me dijo que ese chico era Raúl y que lo iba a hacer debutar el fin de semana siguiente”. La Fábrica también aportó jugadores formados en el Real Madrid a la última semifinal de la Champions: Fabinho en el Liverpool y Dani Parejo en el Villarreal. Nacho, Dani Carvajal y Juan Santisteban son los canteranos con más Champions ganadas: cuatro trofeos cada uno.

No sólo los que juegan para el Real Madrid destacan su grandeza. Emiliano Armenteros, exjugador del Sevilla, Xerez, Rayo Vallecano y Osasuna, enfrentó al Real Madrid. Afirma que es uno de los mejores clubes de Europa y destaca que desde muy chicos en el Real Madrid a los jugadores les dan muchas facilidades y medios, que no les falta nada en su formación.

Armenteros trabaja en la secretaría técnica del Rayo Vallecano, un club de Madrid, a poco más de 10 km del estadio Santiago Bernabeu, que tiene a Fran García, un jugador formado en La Fábrica. Armenteros, surgido en Banfield y de paso por Independiente, destaca que el Real Madrid tiene la posibilidad de elegir a los mejores jugadores de todas las edades en toda España, ya que tienen una red de scouting no sólo para primera división, sino para todas las inferiores. “Tienen mucha gente viendo chicos y trabajando para poder reclutar a los mejores de las distintas categorías. Al tener tanta estructura para poder elegir, tenés mucho más terreno ganado que los demás clubes y corren con ventaja en esa comparación”, dice Armenteros.

En cuanto a las estructuras formativas, el Real Madrid tiene 16 categorías, que van desde Prebenjamín A y B, jugadores de 8 años, hasta Real Madrid Castilla, el equipo B. Armenteros visitó la ciudad deportiva de Valdebebas para ver partidos de pretemporada del primer equipo o del B. Quedó sorprendido por la infraestructura y los materiales con los que cuenta el Madrid. “Es de lo mejor a nivel mundial y ahí es donde te marcan la grandeza del club”, afirma.

El Real Madrid apuesta a la formación de jugadores para hacerse fuerte a través de ventas o para utilizarlos en su plantel profesional. La edad promedio de incorporación a la primera división de las jóvenes promesas es de 22 años. El Real Madrid conquistó Europa y ganó títulos con la fuerza de su trabajo en las divisiones formativas e incorporando a los mejores de la élite del fútbol. La gloria no le resulta ajena.

Más notas