jueves, febrero 22, 2024

Nicolás Fernández: “Me hubiera gustado que me conocieran por la parte futbolística”

Por Carolina Ankia

Sin casete y con una fluidez para hablar que asombra. Le va de frente a todo y opina que uno debe vivir como se sienta feliz sin tener que rendirle cuentas a nadie. Un día decidió hablar públicamente sobre su sexualidad, aunque los que eran de La Pampa, provincia en la que vivía, ya lo sabían.

Nicolás Fernández, ex arquero de General Belgrano de Santa Rosa de La Pampa, se convirtió en el primer jugador argentino que rompió el tabú en el fútbol y confesó su homosexualidad. Muchas son las personas que temen dar este paso pero lo que viene a plantear el futbolista es que una vez que se animen a hablar se van a sentir mucho más tranquilos.

Varios llevan una vida doble, saliendo con mujeres y tratando de ocultar sus propios gustos. Pero esto no puede seguir así, hay que frenar y abrir la mente. “Las generaciones más chicas han cambiado la cabeza de los más grandes. Vienen con una vida más abierta sexualmente, hoy varios de los chicos están con gente de su mismo sexo. Antes era una locura pensarlo, se accede mucho más fácil y sin críticas”, comentó el jugador quien actualmente está sin club y se fue a vivir a La Plata porque consiguió un trabajo allí.

En el momento que lo hizo público destacó que fue muy raro como la gente se tomó todo. “Fue una locura”, añadió. Sus familiares y amigos ya lo sabían y era algo normal. “Los medios de comunicación lo hicieron muy mediático, varios programas de televisión me llamaron para hacerme una nota, incluso TyC Sports”, explicó el jugador de 25 años y agregó entre risas: “Me hubiera gustado llegar por la parte futbolística, pero bueno se dio así, estamos en Argentina y estas cosas todavía siguen siendo una noticia”.

Por ahora los profesionales argentinos que decidieron hablar públicamente del tema, para que la orientación sexual de las personas deje de ser algo llamativo de una vez por todas, se pueden contar con los dedos de las mano, entre ellos están el basquetbolista Sebastián Vega y el jugador de vóley Facundo Imhoff. 

Va todo muy encaminado para que deje de ser noticia. Hay varias declaraciones de deportistas que se animan a contarlo. Aunque hace hincapié en que en el fútbol no se habla del tema porque nadie lo blanquea, es la realidad. Nunca nadie dijo nada, entonces eso hace que se vuelva un tema tabú”, expresó Fernández. 

Los jóvenes son los que más lo entienden a Nicolás, pero él respeta mucho a la gente grande que nacieron en otra generación y no están acostumbrados a hablar con tanta normalidad de este tema. “No voy a dejar que me insulten, sí que piensen distinto y que no les caiga bien. Cada uno puede expresarse como quiera y no me molesta, lo respeto muchísimo”, añadió. 

Se alejó del fútbol por un tiempo, hasta que se habilite volver a entrenar y así encontrar un nuevo equipo para probarse y volver a jugar. El año lo arrancó siendo jugador en General Belgrano, con su equipo entrenaron por Zoom los primeros meses pero después cuando se empezó a postergar el comienzo de las actividades se relajaron y ya no les pasaban rutinas para hacer. “Si bien me han pagado por jugar no es un laburo para toda la vida, ni tampoco se gana bien en el deporte amateur”, cerró.

Más notas