El proyecto de reforma tributaria presentado por el Poder Ejecutivo propone limitar a la voluntad del gobierno de turno el financiamiento del ENARD, al suprimir el acceso directo y automático del Ente al impuesto del 1% sobre la telefonía móvil, que a partir de ahora administraría el Estado. Fuerte oposición de los deportistas.

Un ataque a la autonomía del deporte argentino

Martín Cascardo @MartinCascardo1

28 DE MARZO DE 2018

Como lo marca el comunicado oficial de los atletas argentinos, “el artículo 124 del proyecto de Reforma Tributaria elevado por el Poder Ejecutivo al Congreso pone en riesgo la naturaleza, la independencia y la existencia misma del Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (ENARD)”.

Este apartado -que deroga el inciso A del artículo 39° de la ley nacional 26.573 (3)- elimina el impuesto del 1% que el organismo obtiene directamente del pago de los usuarios de planes de telefonía móvil, la fuente de financiamiento que le permitió recaudar más de $2 mil millones para los deportistas de alto rendimiento desde la creación del Ente hacia fines de 2009.

A raíz de que se diera a conocer esta información por parte del periodista Ernesto Rodríguez III en su sitio olímpicosargentinos.com.ar, se sucedieron los interrogantes dentro del ámbito deportivo sobre el futuro del ENARD en caso de que el Congreso ratifique el proyecto de ley impulsado por el gobierno de Mauricio Macri.

Al respecto, el secretario de Deportes de la Nación, Carlos Mac Allister, dejó en claro que “no está en tela de juicio si el ENARD va a continuar o no” y aseguró que “a través de eliminar impuestos, busca motorizar la economía”.

Sin embargo, en su artículo 115° la nueva reforma fiscal establece también la ampliación de los gravámenes internos aplicados a las empresas de telefonía celular de un 4 a un 5%, de manera que la reducción o eliminación de impuestos que plantea Mac Allister en este sector no es tal.

Por el contrario, los abonos de telefonía móvil continuarían con la misma carga tributaria, con la excepción de que ahora es el Estado nacional el que dispone de todos los fondos provenientes, de manera que el ENARD vería condicionado su financiamiento a la decisión del gobierno de turno de asignarle las partidas presupuestarias necesarias para el deporte de alto rendimiento.

Por su parte, el titular de la secretaría de Deportes reaseguró que “el ENARD va a seguir funcionando igual y será el Estado quien lo financie” para luego poner en juego incluso su cargo en caso de que esto no ocurra: “Si el ENARD se queda sin fondos yo me voy para La Pampa”.

No obstante, esto infringe la mencionada ley 26.573 que –en línea con lo que propone la Carta Olímpica del Comité Olímpico Internacional– en su artículo 4° establece que el Ente “goza de autarquía administrativa y financiera”.

En este sentido, el presidente del Comité Olímpico Argentino, Gerardo Werthein, sentenció: “lo que no podemos hacer es que el ENARD, que es hoy un ente de derecho público no estatal, se transforme en un apéndice del Estado. Si eso ocurre el COA no puede formar parte porque por estatuto tenemos que mantener nuestra independencia de cualquier influencia política”.

MAS NOTAS DE ESTA SECCION

Mujeres

Primer encuentro de mujeres en Deportea

Fue organizado por el Espacio Común de Estudiantes de la escuela con el fin de generar un momento de reflexión respecto a la comunicación con perspectiva de género en la actualidad. Las invitadas fueron Luciana Peker, Liliana Hendel, Verónica Brunati, Malva Mariani, Marirro Varela, Danila Saiegh y Bárbara Crespo.

8M

Feministas en el mundo

Con hiyab, pero sin fútbol. De cómo el género femenino en Arabia Saudita de no tener voto universal, pasa a presenciar partidos de fútbol que antes tenían prohibidos. De cómo la lucha de las mujeres abre caminos y cómo el deporte es herramienta para cambiar la realidad.

8M

Goles en contra de la brecha salarial

Selecciones femeninas de fútbol luchan por equiparar sus sueldos anuales con el de los hombres mientras que las jugadoras de Noruega lograron marcar el camino de la igualdad y consiguieron una mejora salarial.