El ex jugador de la Selección Argentina dialogó con El Equipo y confesó cuáles fueron sus mejores y peores momentos, y habló de su actualidad en la Premier League.

"Sabella fue el entrenador que más me marcó"

Guido Angione @guidoangione

28 DE MARZO DE 2018

Surgido de las divisiones inferiores de Estudiantes de la Plata, Federico Fernández se encuentra desde 2014 en el Swansea de Gales, conjunto en el que es capitán y que se ubica en la decimoctava posición de la Premier League. Pese al mal inicio de temporada, el zaguero central se mostró muy contento de disputar una de los torneos más importantes del mundo y sueña con permanecer allí por mucho tiempo más.

Durante su carrera disfrutó de grandes acontecimientos, como la final del Mundial de Clubes en 2009, en la que se dio el lujo de enfrentar a Barcelona, y la última Copa del Mundo de Brasil, y además cosechó una Copa Libertadores y un torneo local con el equipo platense, mientras que en Italia consiguió con el Nápoli dos Copas de ese país. Sin embargo, todavía recuerda el sinsabor de la derrota argentina, en el Maracaná, frente Alemania aquel 13 de julio de 2014, la que, a su juicio, supuso el golpe más duro de su trayectoria como futbolista profesional.

-¿Cómo empezaste a jugar al fútbol?

-Desde chico anduve con una pelota en los pies, en el colegio o en mi club de Tres Algarrobos, donde jugué hasta los 14 años. Después surgió la posibilidad de la prueba en Estudiantes y quedé.

-¿Cuál fue el momento en el que te diste cuenta de que podías llegar a Primera realmente?

-El momento que hice el click fue cuando terminé el secundario y empecé el primer año de Educación Física en la facultad. A la vez entrenaba con el primer equipo y ya había debutado hacía algunos partidos. Tuve que elegir dejar la facultad para dedicarme 100 por ciento a esto.

-¿Qué significa para vos Alejandro Sabella?

-Para mí es el entrenador que más me marcó en el fútbol porque fue con el que compartí más tiempo en Estudiantes y en la Selección. Haberlo tenido en el Pincha, con todo lo que él representa para el club, toda la mística que tiene y lo que transmitió al grupo en ese momento (2008-2011), sumado a lo que se consiguió, hizo que fueran años muy lindos. De él y su cuerpo técnico tengo los mejores recuerdos.

-¿Para vos fue el mejor director técnico de la Selección Argentina en los últimos años?

-Sí, sin dudas fue el mejor.

-Compartiste plantel con jugadores históricos de Estudiantes. ¿De quién aprendiste más?

-De Sebastián Verón, Leandro Desabato y de Rodrigo Braña aprendí mucho. Del Chavo porque es mi puesto y siempre me estaba aconsejando y diciendo cosas importantes. Sebastián me iba diciendo qué hacer y me guiaba. Me daba consejos para poder tener una carrera productiva en lo futbolístico.

-¿Cómo viviste ganar la Copa Libertadores después de 39 años y qué te genera saber que todavía no la ganó ningún otro equipo de Estudiantes?

-En la Copa Libertadores cada momento y partido fue mágico, porque tiene eso de que es muy complicada, pero nosotros teníamos un grupo fabuloso. Sin dudas fue algo muy importante para el club. Uno como hincha quiere que Estudiantes esté en lo más alto siempre y que gane títulos.

-¿Cuál fue el golpe más duro y el momento más importante de tu carrera?

-El golpe más duro fue perder la final del Mundial porque estuvo tan cerca, y en el fútbol esos momentos, el ganar o perder, te marca mucho. No se da todos los años jugar la final. El mejor momento está referido a los campeonatos obtenidos con Estudiantes y los dos títulos con el Nápoli. También la primera convocatoria a la Selección fue especial.

-¿Cómo fue tu experiencia en el Mundial de Brasil 2014?

-Las convocatorias las disfruté mucho desde el primer llamado. Jugué 32 partidos y también las eliminatorias que clasificamos primeros, algo que no es menor. El equipo estaba y jugaba bien. No goleábamos pero ganábamos los partidos, pero en la final no se dio. El fútbol tiene esas cosas.

-Como excompañero, ¿cuál es tu opinión sobre el seleccionado argentino?

-Argentina siempre está bajo la lupa, a veces un poco exageradamente. Yo siempre digo que la crítica tiene que ser con respeto y constructiva. A veces se pasa de la raya y se hace el cortocircuito, por lo que hay que tomar medidas.

-¿Por qué creés que no funciona bien la Selección?

-Estando acá, por diferencia horaria, no la pude ver en un partido completo. Se hace difícil analizar al ver sólo fragmentos. No fueron las mejores eliminatorias, con partidos no tan buenos y en este deporte mandan los resultados. Hoy Sudamérica se puso muy competitiva y no se puede sacar tantas diferencias. Además, el funcionamiento con el cambio de entrenador no habrá dado en la tecla.

-¿Soñás con volver al fútbol argentino?

-Hoy estoy muy enfocado en el Swansea y no tengo ningún otro objetivo que estar acá. Estoy muy cómodo y bien. Soy el capitán del equipo y la liga es fabulosa. El fútbol y los estadios son de los más atractivos, por eso todos quieren venir. Estoy hace tres años y tengo tres más de contrato. Mi único objetivo es ese. Hoy por hoy te digo que mi cabeza no está puesta en la vuelta a Argentina, pero uno no sabe lo que puede pasar. Se irá viendo en el momento.

-Por último, ¿cómo vas llevando el idioma y el arranque de la temporada que no fue del todo bueno?

-El primer año con el idioma me costó un poco, aunque tuve un profesor para estudiarlo lo más rápido posible. Como entrenadores tuve un galés, un italiano y ahora un inglés. Ahora ya estoy bien, puedo entender todo y entablar conversaciones. Tengo que apoyar y hablar con todos. Tengo ganas de quedarme los años que pueda y aprovechar el momento. Estoy muy feliz. El arranque no fue el mejor, pero podríamos tener unos puntitos más. Ahora estamos trabajando para conseguir puntos.

MAS NOTAS DE ESTA SECCION

Federal A

No fue un domingo cualquiera

Una crónica rara de como ver dos partidos al mismo tiempo, uno por tele y otro en la cancha y celebrar en los dos lados. El fútbol lo puede todo. 

Copa Libertadores

Un campeón, ¿un ciclo cumplido? y el triunfo del negocio

River Plate se coronó campeón de América por cuarta vez en su historia este domingo, tras derrotar por 3-1 a Boca Juniors, su clásico rival, en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid.

Historias mínimas

La fábula del goleador cuentista

Lucas Gabriel Scarnato es delantero de Laferrere y antes de cada partido les lee un cuento a sus compañeros.