De Felippe, entrenador de Vélez, defiende "el campeonato económico" del presidente Gámez. Además, analiza la histeria del fútbol argentino y el futuro de su equipo.

"Endeudar al club para conseguir los objetivos deportivos no sirve"

Ivana Verbanaz @iviverbanaz y Micaela Magnani @mikaamagnani

28 DE MARZO DE 2018

Una vez cumplido el primer objetivo del club, que era evitar la zona de descenso, Omar De Felippe cuenta cómo es trabajar en un equipo como Vélez, con la presión de revertir las malas campañas anteriores, su trabajo frente a un plantel joven y la bajada de línea que hace dentro del vestuario: “Tenemos pautas para nuestros jugadores, evitar demasiada exposición tanto en sus redes como de su vida privada”.

No los trato como chicos, los trato como jugadores”, expresó el entrenador en referencia a las críticas por el bajo promedio de edad del plantel. Pese a dirigir a futbolistas tan jóvenes indicó lo fácil que le resulta trabajar con ellos por la experiencia que adquirió a lo largo de su carrera. Además, los comparó con el plantel de Olimpo, equipo del que fue técnico desde 2009 hasta 2011, en el cual el promedio de edad era notablemente más alto. “Es fácil trabajar con chicos, te das cuenta cuando les pasa algo y es más fácil hablarlo. En cambio un jugador más grande sabe que si no rinde no juega, entonces no te cuenta cuando tiene un problema”.

A su vez, comentó cómo manejó al plantel ante la posibilidad del descenso: “La confianza fue fundamental, hacerle saber al que entra que es porque es el que mejor está y puede dar lo mejor”, explicó, y recordó que el último encuentro, de visitante ante Atlético Tucumán, fue clave para sus jugadores, pese al empate que se llevaron. “Les dio madurez y una clara muestra de lo que deberán atravesar a lo largo de sus carreras”, sostuvo en referencia a los incidentes que hubo durante el transcurso del partido.

Ya fuera de lo que es Vélez, relacionó la histeria de los medios e hinchas con el caso del ex jugador de Boca Rodrigo Bentancur, quien se fue del club, entre otros motivos, porque no absorbía la presión desde distintos sectores. “Hay una necesidad constante de encontrar al próximo Lionel Messi y que esté en tu equipo, pero está claro que les hace mal a todos”, analizó De Felippe y agregó que esto les hace quemar etapas e incluso los quema a ellos mismos.

Uno de los hombres más cuestionados en la institución de Liniers es su presidente, Raúl Gámez, a quien se lo critica por sus formas de trabajo dentro del club y con el máximo ente regulador del fútbol argentino, desde aquella vez que expresó públicamente que prefiere ganar el campeonato económico. De Felippe lo respaldó al coincidir que todos los clubes deberían enfocarse no sólo en lo deportivo, sino también las finanzas, “Endeudar al club para conseguir los objetivos deportivos no sirve, terminan sacando ventaja de aquel que cuida la economía del club”, cerró.

En relación a la actualidad del fútbol argentino, el técnico sostiene que el formato de los campeonatos largos sólo favorecen a los equipos más grandes y que marca notables diferencias con los clubes que menos recursos tienen. Además, se mostró asombrado de que en un torneo de 30 fechas haya habido 29 cambios de entrenadores. “Está claro que no existen los proyectos a largo plazo, quieren todo ya y no dejan desarrollar las ideas de trabajo de cada uno”.

Finalmente, pese tener contrato hasta diciembre de este año, De Felippe anunció que deberán “rearmar el equipo” tras la salida de Juan Manuel Martínez y de Mariano Pavone, dos de los referentes del plantel. Entusiasmado ante el posible retorno de Jonathan Cristaldo admitió que también le gustaría dirigir a Jonás Gutiérrez, quien terminó su contrato con Defensa y Justicia, por la historia que tiene dentro del club y porque contar con jugadores con sentido de pertenencia es indispensable para el momento que atraviesa la institución.

MAS NOTAS DE ESTA SECCION

Pablo Perez

El insulto, una pasión argentina

Jugadores grandes y chicos, técnicos, dirigentes y árbitros deben aprender a manejar la creciente agresividad del público. La psicología es fundamental. 

Divisiones Inferiores

Banfield: La fábrica de futbolistas

El taladro tiene un proyecto serio en sus divisiones inferiores, que lo lleva a ser uno de los clubes que forma más jugadores que luego triunfan en el exterior.

México

Los Avispones de Chilpancingo y los 43 de Ayotzinapa

El 26 de septiembre de 2014 fue un día negro para la historia de México y quedará grabado en la memoria colectiva. Pero no solo los estudiantes fueron víctimas de las balas de la policía.